lunes, 9 de diciembre de 2013

Las Navidades llegan a Ma petite pâtisserie: Tarta reno con bufanda y botitas de agua


¡Por fin las Navidades llegan a la tienda! 

Bueno, llegaron hace una semana pero espere a tener el tiempo suficiente para sacar unas fotos decentes, así que por fín os las enseño hoy.

Voy a aprovechar esta entrada para mencionaros lo importante que es realizar el boceto de un modelaje, o incluso de una tarta fondant antes de hacerla, porque a pesar de que lo tengamos claro en la cabeza al plasmarlo en papel siempre vamos a prever los fallos y errores, la falta de proporción, el incluir demasiados elementos, la temática bien definida...



A pesar de que la Navidad nos lleva a llenarlo todo de verdes, rojos y dorados quise hacer esta tarta siendo fiel a mi estilo, líneas simétricas, tonos cálidos y pastel, detalles elegantes y sobre todo sin recargarla demasiado.

Está cubierta con fondant blanco, el cual pinté con colorante en polvo (tono plateado) de la marca Rainbow Dust diluido en el líquido Rejuvenatur Spirit de Sugarflair, le puse unos detalles con forma de copo de nieve alrededor de la tarta y el piso superior lo cubrí con otro poco de fondant simulando una capa de nieve.




El modelaje es un animal nuevo, el Reno, que entra a formar parte de la familia de Ma petite pâisserie junto con el osito y el conejito belier.

Me gusta realizar mis propios personajes más que caer en los típicos de la televisión y os prometo que no dentro de mucho os enseñaré a hacerlos todos toditos.

Os dejo con algunas fotos de la tienda.





¡ Espero veros pronto por aquí!

4 comentarios:

Florence Devouge dijo...

Estoy de acuerdo contigo en que siempre es mejor hacer un boceto de lo que queremos plasmar en una tarta, puede haber una gran diferencia.
La tienda es preciosa!! me encantan los mueble y la decoración.
Besitos! Flor

Yasira dijo...

una auténtica belleza artística, sin palabras

Anónimo dijo...

Una auténtica belleza artística y la decoración muy elegante y refinado, sin palabras

Yasira

Anónimo dijo...

El reno tan entrañable es una auténtica belleza artística y la decoración navideña muy elegante y refinada, sin palabras

Yasira